29 julio, 2006

sentado sobre una roca


la niebla es el pelo de la montaña
es blanca porque aquella es vieja
es transparente porque es de agua
es como cielo caído porque me atrapa

la niebla me recuerda las horas blandas
la pradera se moja porque le ama
y algo me dice que estas lejana
y entre la niebla me imagino tu llegada

se que es solo alguna hora perdida
en la humedad sentado sobre una roca
la mirada se vuelve verde porque escampa
y no apareces, y la niebla marcha...


de mi coleccion de versos "murales en la pared"
Copyright todos los derechos reservados por Gabriel Pablo Zorrilla
Mendoza, abril 2006, SEP, México.

Publicar un comentario